Home > Página Principal > Actividades > Actividades en Refugio Amazonas

Actividades en Refugio Amazonas

ACTVIDADES EN REFUGIO AMAZONAS

Torre de Observación del Dosel del Bosque (Canopy Tower)

Los árboles en las selvas tropicales a menudo alcanzan alturas de 30 metros (90 pies) o más. Crecen directamente hacia el cielo, las coronas de sus hojas bloquean los rayos del sol e impiden que lleguen directamente el sotobosque. La mayor parte de la vida en la selva esta en realidad muy arriba en el dosel, pero es muy difícil de verla desde el suelo. De hecho, la falta de acceso a la selva tropical la ha convertido en una de las últimas fronteras de la biodiversidad. Los binoculares ayudan en el estudio de la copa de los árboles, pero una vista al mismo nivel de las aves es aun mucho mejor.

Una caminata de media hora desde Refugio Amazonas nos lleva a la torre de dosel, de 25 (80 pies) metros de altura. Una escalera con baranda proporciona un acceso seguro a las plataformas de arriba. La torre ha sido construida sobre suelo alto, incrementando así la visibilidad sobre el horizonte de bosque primario extendiéndose hacia el interior de la Reserva Nacional Tambopata. Desde aquí se pueden observar distintas especies de aves como tucanes, guacamayos y de rapiña, entre otras.

Collpa de Mamíferos

A 20 minutos a pie desde Refugio Amazonas hay una collpa de pecaríes (conocidos localmente como sajinos y huanganas). Estos cerdos salvajes de la selva tropical se muestran en manadas de 5 a 20 individuos y se acercan sobretodo en las mañanas a comer el barro. Las posibilidades de encontrarlos ahí son de aproximadamente 15%, pero que debido a la cercanía del albergue es una caminata que vale la pena hacer. También se pueden observar otras especies como venados, chachalacas y pericos.

Búsqueda de Caimanes Aunque este "pequeño" (puede tener 2 metros o 6 pies de longitud) también se encuentran durante el día, están mucho más activos durante la noche. Durante paseos en bote por el río Tambopata durante el día a veces aparecen uno o varios caimanes, pero estos suelen ser sólo una o dos individuos tomando el sol en la orilla del río. Mientras se calientan con los rayos del sol tropical, apenas se mueven en absoluto y se ven casi como estatuas o piezas de madera. Cuando usted los ve de esa manera durante los viajes de ecoturismo, es difícil imaginar esos reptiles pueden lanzarse rápidamente trás de peces u otros pequeños animales. Tampoco se ven otros caimanes que no necesitan calentarse en las orillas del río.

Para ver caimanes "en acción", hay que buscarlos cuando se están alimentando activamente y estén en busca de alimento en el río. Los huéspedes del Refugio Amazonas llegan a hacer precisamente eso con la actividad de búsqueda de caimanes. Después de un paseo nocturno de 15 minutos hasta la orilla del río, un bote lleva a los huéspedes a poca distancia río arriba. A medida que el bote se desplaza río abajo, tanto guías como los huéspedes buscarán caimanes con sus linternas. El brillo de los ojos rojos revela la presencia de caimanes de anteojos y otras criaturas, que sólo salen de noche para una experiencia de vida silvestre única, selva.

Trocha de Castañas

Una caminata de algunos minutos desde el albergue nos lleva a un hermoso bosque de viejos árboles de castaña que ha sido cosechado por décadas (de repente hasta siglos) donde se pueden encontrar los precarios remanentes de un campamento usado dos meses al año por los castañeros. Demostraremos el proceso completo del producto cosechado, desde la colección, pasando por el transporte, al tueste y pelado. Refugio Amazonas se encuentra ubicado en un bosque que alberga varias viejos árboles de nueces del Brasil, cuyas semillas han sido cosechadas en forma anual desde hace más de cien años. Los huéspedes que toman parte en esta actividad serán conducidos a algunos de estos majestuosos árboles junto con los restos de un campamento temporal que fue utilizado por los castañeros en el pasado. Ellos aprenderán todo acerca de cómo se recogen y se usan las semillas de este importante árbol para hacer alimentos y otros productos sostenibles. Los huéspedes podrán incluso tener la oportunidad de participar un poco de este proceso, pueden abrir algunos de estos frutos secos extremadamente duros una vez de regreso al albergue para una divertida y desafiante actividad..

Caminata Nocturna

Tendremos la oportunidad de caminar en la noche, que es la hora de actividad de la mayoría de mamíferos, aunque es difícil observarlos. Mucho más comunes son ranas con formas y sonidos tan extravagantes como sus historias naturales.

Durante su estadía en Refugio Amazonas, su guía estará gustoso de llevarlo en un paseo nocturno por la selva peruana. Ellos siempre están dispuestos a ir en caminatas nocturnas, porque saben que este es el mejor momento para ver a decenas de animales e insectos que nunca se encuentran durante el día. Las caminatas nocturnas por la selva con uno de nuestros guías experimentados, a menudo resultan en increíbles encuentros con extraños insectos que se ven como si vienen de otro planeta, monos nocturnos que saltan a través del dosel del bosque, y hermosas ranas, brillantes con formas y sonidos tan extravagantes como sus historias naturales. Visite Tambopata para experimentar las maravillas nocturnas de la selva peruana.

Visita a una Chacra Local

A 5 minutos río abajo del albergue hay una chacra perteneciente al carismático Don Manuel, de la comunidad vecina de Condenado. El siembra una gran variedad de cultivos populares y desconocidos de frutas y vegetales, muchas de las cuales se pueden apreciar en los deliciosos platos que se ofrecen a los huéspedes del Refugio Amazonas. A los huéspedes de este albergue, se les ofrece la oportunidad de apreciar el auténtico trabajo de una chacra en la selva, para probar una muestra de la vida de los locales, en Tambopata. El propietario de la finca le mostrará cómo se cultiva cultivos amazónicos tales como mandioca, Cocona, Copuazu, plátanos y otras frutas y verduras de una manera sostenible, en lugar de la tala y métodos que destruirían la selva. Como su chacra está situada justo al lado de la selva, no se sorprenda si también ve bandadas de loros o guacamayos volando sobre sus cabezas a medida que aprende sobre los cultivos amazónicos locales. Cada planta y árbol que cultiva, tiene un uso.

Excursión al Lago Condenado

Daremos un paseo en canoa o catamarán alrededor del lago buscando las especies residentes, como por ejemplo el shansho, el camungo y el caiman. Esperando ver los lobos de río, los cuales sin embargo no son vistos frecuentemente aquí. También podremos observar guacamayos y loros sobrevolando el lago. Los huéspedes del Refugio Amazonas que visitan la cocha cerca del albergue, con frecuencia se deleitan en los avistamientos de tropas del mono de ardilla que a veces se alimentan en los arbustos en el borde del lago. En lo alto, el espectacular guacamayo Scarlata (rojo y verde), son un espectáculo habitual mientras vuelan sobre el lago y los loros también se ven con frecuencia. En el agua misma, los huéspedes también pueden avistar el Caimán Negro que alcanzan una longitud de 4 metros (12 pies) y está en peligro de extinción, con algo de suerte lobos de río que tienen su hogar en las aguas llenas de peces.

Collpa de Loros

A 15 minutos en bote y una hora de caminata de Refugio Amazonas se encuentra una collpa de loros y pericos. Desde un escondite se podrá observar diferentes especies de pericos y loros descendiendo en prácticamente todos los días despejados del año para ingerir la arcilla de la collpa. Visitamos la collpa al amanecer, cuando los loros están más activos, o también a medio día o en la tarde, cuando también están activos.

Caminata Etnobotánica

A lo largo de este camino, encontraremos una variedad de plantas y árboles, que son usados por la población local con diferentes propositos. Aprenderemos sobre el uso medicinal (y otros usos) de Ajo-Sacha, Yuca de Venado, Uña de Gato, Charcot-Sacha, Para-Para, entre otras.

Las selvas peruanas son muy ricas en especies animales, y el número de plantas que crecen en Tambopata es simplemente increíble y le sorprenderá. Por lo menos 20.000 especies de plantas se encuentran en las selvas tropicales del sureste de Perú y quién sabe cuántos más aún esperan ser descubiertas. Para hacer frente a los ejércitos de insectos y herbívoros que se alimentan de sus hojas y la vegetación, las plantas de la selva de Tambopata se han desarrollado una increíble variedad de defensas para protegerse de ellos. Muchas plantas tienen espinas elaboradas, pelos irritantes en sus hojas, y aceites para la protección contra herbívoros. La mayoría también han desarrollado productos químicos que actúan como pesticidas naturales contra insectos, hongos y otras criaturas que pueden dañar a las plantas.

Varios de los compuestos naturales que ayudan a defenderse de los insectos en realidad tienen propiedades medicinales para la gente. Generaciones de personas Ese-Eja han aprendido a utilizar cientos de plantas de las selvas tropicales para tratar todo, desde el dolor a los parásitos, problemas en los riñones, y la presión arterial alta. Durante la caminata etnobotánica en Refugio Amazonas, su guía le mostrará la variedad de plantas medicinales importantes, como el rico anti-oxidante Uña de Gato, la planta del Ayahuasca altamente alucinógena, y la planta de Para-Para (a veces se utiliza para curar la impotencia) . Estas y otras plantas medicinales crecen en forma silvestre en la selva tropical y todavía se cultivan y son utilizadas por los chamanes locales para tratar enfermedades.

Relax en el albergue

Tiempo para relajarse y disfrutar de los alrededores del albergue, de hacer un nuevo recorrido o repetir su actividad favorita.

Los eco-turistas, que viajan a la selva peruana, la encontrarán muy rica en biodiversidad. Con tanta diversidad a un paso, hay mucho por hacer y por ver. Sin embargo, no importa lo emocionante de su viaje a la selva amazónica esta es, y sigue siendo buena para tomarse un tiempo para descansar y relajarse. Después de todo se trata de sus vacaciones, y como con cualquier tipo de vacaciones, usted debe tomar algún tiempo para usted mismo. En vez de ir en otra caminata por la selva, si le apetece descansar, haga precisamente eso en una de las hamacas del albergues. Siéntese en su habitación a leer un libro, o de un paseo hasta el mirador río para apreciar el paisaje.



As Seen In

Recently Viewed